El Mundo

            He visto en mi jardín creciendo
            -aliento de primavera-
            nubes blancas, nubes negras
            inundando el firmamento

            He sentido en mi jardín, viviendo,
            pétalos de rosa que veneran
            la luz solar con que blanquea
            la oscura maldad del pensamiento

            He vivido en el alma crueles guerras
            Niños como ángeles muriendo
            por caminos que al mundo desespera

            He corrido los desiertos del destino
            Y ciudades con inútiles quimeras.
            En un mundo, quizás roto, pero herido

<< Índice de Poemas >>